Ir al contenido principal

Cómo aprendimos a comer


Una mirada a lo que comemos puede servir para hacernos una idea del tipo de cultura de la que formamos parte. A  través de la comida y de nuestros modos en la mesa se crean costumbres y ritos que a su vez reafirman roles y relaciones entre los miembros de una sociedad. De allí que sea posible obtener un perfil muy claro de un lugar o de una comunidad con solo revisar lo que comen y la manera de hacerlo. En España, con una gastronomía de fama mundial, este tema resulta de gran importancia. Y ya sea desde su valor como atributo turístico o bien por las bondades de la dieta mediterránea, es difícil no encontrar alguien en estas latitudes que no se interese por la calidad de lo que come.

Sin embargo, los españoles no siempre han comido bien, y es sobre este tema que trata la exposición “Com aprenguérem a menjar” (Cómo aprendimos a comer) que se presenta en el Palau de Cerveró. De manera puntual, la muestra se concentra en la acción educativa y social llevada a cabo por el Programa de Educación en Alimentación y Nutrición (EDALNU) que entre 1961 y 1996 se propuso educar a la población española en nuevos y mejores hábitos alimentarios, así como estimular la producción y el consumo local de alimentos protectores.

El programa EDALNU se desarrolló a través de una intensa labor educativa y divulgadora que se materializó en una gran cantidad de recursos educativos y didácticos destinados al ámbito escolar, familiar y comunitario. Muchos de esos objetos, documentos y archivos audiovisuales, que en su momento estuvieron destinados a propagar los valores de una alimentación variada y de calidad, son los que se han reunido para esta exposición.


El claro perfil histórico y documental de la exhibición permite, a decir de los organizadores, acercarnos “a una etapa de nuestra historia en la que la transición alimentaria se unió a muchas otras transiciones”. De allí que además de ser una exposición que insiste en la importancia de una alimentación equilibrada, es útil también para ilustrar otros aspectos como el rol de la mujer, la misión de la escuela y el papel de los ciudadanos en un proyecto de sociedad que en aquellos años comenzaba apenas a vislumbrarse.

"Com aprenguérem a menjar. L'acció educativa i social del Programa EDELNU, 1961-1996". Institut d'Historia de la Medicina i de la Ciència "López Piñero". Palau de Cerveró. Plaza de Cisneros, 4. Valencia, España. Del 27 de abril al 27 de octubre de 2017.


También te puede interesar:
Ensayos
Jean-Louis Flandrin y Massimo Montanari (2016). Historia de la alimentación. Ediciones Trea.

Miguel Ángel Almodóvar Martín (2003). El hambre en España: Una historia de la alimentación. Editorial Oberón.

Cine
Comer, beber, amar. Ang Lee, 1994.

El festín de Babette. Gabriel Axel, 1987.

Un toque de canela. Tassos Boulmetis, 2002.

Una pastelería en Tokio. Naomi Kawase, 2015.

Como agua para chocolate. Alfonso Arau, 1992.



Comentarios

Entradas populares de este blog

Prietas las filas

La exposición “Prietas las filas” estudia el régimen político y la ideología de la dictadura de Francisco Franco (1939-1975) a partir de los mecanismos de adoctrinamiento y propaganda que dieron lugar a una cotidianidad y una historia nacional inéditas en España. Para conseguirlo, la muestra hace una indagación transversal en la cultural material asociada a este período de censura y represión.

Dispuestos según un tratamiento didáctico, los objetos reunidos en sala ofrecen una visión muy completa de los símbolos inducidos por el régimen para redefinir la vida pública y privada, la función de la escuela, los roles de género y la cultura en general. La exposición se presenta en el Museu Valencià d'Etnologia desde el 19 de septiembre y su clausura, prevista para el 6 de enero, ha sido prorrogada hasta el 27 de este mes.


Uno de los logros más significativos de este proyecto es que sirve para que las generaciones que han nacido en democracia tengan una información más directa y vital a…

Joel Meyerowitz. Hacia la luz

Joel Meyerowitz es considerado un fotógrafo de la calle, una definición que lo ubica en la vertiente histórica de Henri Cartier-Bresson o Robert Frank.

Actualmente, este artista nacido en Nueva York (1938) presenta una exposición que lleva por título “Hacia la luz”. En ella se pueden apreciar dos de los rasgos fundamentales de su trabajo. Por una parte, el uso desprejuiciado del color, incluso en tiempos donde era casi imposible separar la fotografía de autor del clásico blanco y negro. Por la otra, un complejo encuadre fotográfico que incorpora el carácter fragmentario y los contrastes cotidianos de la vida urbana. Estos aspectos se anunciaron desde temprano en la obra de Meyerowitz y resultan relevantes en la exposición que ofrece Bombas Gens. Centre d’Art hasta el 10 de febrero.

Los organizadores de la muestra han seleccionado casi cien fotografíaspertenecientes a la Colección Per Amor a l‘Art, tomadas la mayoría en Málaga entre 1966 y 1967. De ese conjunto hay una selección de imá…

Soledad Sevilla. El patriarca

Soledad Sevilla (Valencia, 1944) ha ideado un proyecto específico para la fachada del IVAM. La obra consiste en una reproducción a gran escala de algunos azulejos que conforman el zócalo de uno de los muros del claustro de la iglesia del Patriarca, en Valencia.

El marcado diseño geométrico de aquellas piezas constituye la base de un recuerdo adolescente de la artista. Tras la aparente intrascendencia de la imagen seleccionada, el proyecto busca destacar las resonancias poéticas que pueden surgir de la asociación del ornamento cerámico, el vetusto inmueble y la ciudad natal de la artista. La hipótesis planteada es que en la fluencia libre y constante del recuerdo reside el alimento y el sustento de la mirada.

El proyecto forma parte del programa “El IVAM produce” y estará en exhibición desde el 17 de enero hasta el 16 de junio de 2019.

“Soledad Sevilla. El patriarca”. Institut Valencià d'Art Modern. Del 17 de enero hasta el 16 de junio de 2019. Más información en: ivam.es.

También t…