Ir al contenido principal

Ana Teresa Ortega. La memoria y su construcción


Con las foto-esculturas, Ana Teresa Ortega (Alicante, 1952) expandió aspectos sustanciales de la fotografía como son el vínculo con los medios de comunicación de masas, las industrias culturales y la marcada presencia de lo social. Tales elementos son empleados en su obra para conducir un discurso sobre la relación entre el individuo y la sociedad bajo el peso que imprimen la historia y sus condicionantes hegemónicos.

En este proceso el soporte tradicional del papel es desplazado por telas, películas y metacrilatos que contribuyen a un juego espacial que realza el protagonismo de los personajes, paisajes y documentos de sus obras.


El Centre del Carme ha organizado la exposición “Pasado y presente. La memoria y su construcción” donde se puede apreciar el trabajo de esta artista alicantina realizado entre los noventa y el presente. El recorrido de la muestra no se atiene a un orden cronológico sino que aprovecha los compartimientos de la sala Goerlich-Ferreres para alojar cada uno de los proyectos. Esta disposición permite comprender mejor los cambios en los soportes y materiales empleados y su relación con los temas abordados en cada momento. Todos ellos orbitan alrededor de una preocupación por un poder tensado entre la historia y la memoria.


Sobre estas ideas tratan propuestas como Cartografías silenciadas, De trabajos forzados, Lugares del saber y exilio científico, Presencias sombrías y su investigación más reciente sobre la memoria histórica. Para esta última, la artista acudió a archivos relacionados con el golpe de estado de 1936 y la guerra civil.


La exposición ofrece las diferentes estrategias seguidas por la artista para abordar un tema de gran actualidad en España como es la recuperación de la memoria histórica. Un mérito a destacar de su trabajo es la manera de hacer visible la transmisión de los acontecimientos que constituyen esa memoria. En especial, resulta valiosa su indagación para llevar los soportes y técnicas más allá de sus propias limitaciones materiales y convencionales. Todo esto contribuye a revestir al archivo de una vitalidad que busca superar la pasividad del documento y lleva al espectador a cuestionarse sobre el esquematismo al que se reduce muchas veces la historia.

Ana Teresa Ortega. Pasado y presente. La memoria y su construcción. Centre del Carme. Salas Goerlich-Ferreres. Del 19 de septiembre al 1 de diciembre de 2019. Comisariado: Pep Benlloch. Más información en: consorcimuseus.gva.es

También te puede interesar (enlaces patrocinados):
Masa y poder. Elías Canetti. Debolsillo, 2018. 744 páginas.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Joan Pellicer. La sabiduría de nuestras plantas

Vistas de la exposición "Joan Pellicer. La sabiduría de nuestras plantas" en el Museu Valencià d'Etnologia. Todas las fotos: arte de cercanías. Joan Pellicer i Bataller nació en Bellreguard (Valencia) el 10 de julio de 1947. En los años ochenta inició un amplio proyecto de investigación sobre la vegetación que lo llevó a documentar los usos tradicionales de las plantas de la región valenciana. Formado como médico, orientó su trabajo hacia el estudio de la botánica y la etnología en las Comarcas Centrales de la Comunidad Valenciana, también conocidas como Diània. Allí, durante más de treinta y cinco años, Pellicer combinó la labor de ciencia con trabajos de campo a los que incorporaba entrevistas que hacía a las personas de las zonas que investigaba. Estos estudios perfilaron una dimensión particular de la medicina popular, a la que se sumaron elementos de la literatura y los mitos locales. Con esta información pudo documentar un amplio y rico contexto cultur

El arte comprometido de Isabel Oliver

Isabel Oliver. De la serie El juego , 1973 Isabel Oliver (Valencia, 1946) inicia su carrera artística en la década del setenta, en la vertiente figurativa española que aunaba el pop art y la crítica social. Ese contacto con la realidad se vio marcado por una preocupación feminista que reveló en su pintura situaciones incómodas acerca del lugar de la mujer en la sociedad. Son ideas que se aprecian en su serie titulada precisamente “La mujer”, con que evidencia además el vacío que sus colegas de generación hicieron con frecuencia en torno a este tema. Isabel Oliver.  Cosmética  y La familia . De la serie La mujer , 1973. Foto del autor El juego para entender el funcionamiento de la sociedad El empeño crítico continúa en series como “El juego”, mediante la que plantea revisar los códigos del comportamiento ciudadano. Por esta vía, la artista atiende a las circunstancias políticas de la sociedad española de mediados de los setenta. Visto en un contexto más amplio, la

Carmen Calvo. Los cielos están cosidos

Carmen Calvo. Los cielos están cosidos , 2019 Los comienzos de Carmen Calvo (Valencia, 1950) están influidos por el pop art , debido en parte a su cercanía con el también valenciano Equipo Crónica . No obstante, la artista orientó luego su trabajo hacia una visión del objeto definida por el carácter único que pueden otorgarle la memoria y la nostalgia. Este tratamiento la ha llevado al manejo de pequeñas piezas, algunas a modo de vestigio, que ella distribuye en el espacio o en la superficie de la obra. Con esa idea del objeto, Calvo se ha convertido en uno de los referentes actuales en la conceptualización del fragmento y ha extendido su búsqueda a una amplia gama de materiales. La artista está exponiendo actualmente en Valencia la obra “Los cielos están cosidos”, una intervención a gran escala para la fachada del Institut Valencià d’Art Modern (IVAM). Se trata de una fotografía de ochenta metros cuadrados, tratada a modo de collage, donde predomina un rostro femenino. Sobr