Ir al contenido principal

Helena Almeida. Corpus



Nacida en 1934, Helena Almeida desarrolló a finales de los años sesenta una propuesta basada en la abstracción geométrica, a la que incorporó nociones del arte conceptual, el performance y la valoración del cuerpo. Estas influencias propiciaron una consideración alternativa de los materiales propios de la pintura, con lo cual los lienzos y bastidores asumieron un carácter protagónico, a modo de pieles y armazones que trastornaron la estabilidad de las formas geométricas y dieron a sus obras la cualidad de lo "habitable".

La sublimación de los medios de la pintura para convertirlos en cuerpos que habitan un espacio real, dio paso en los setenta al aislamiento de la pincelada como unidad mínima de lo pictórico. A partir de allí, a través de un elaborado vaivén entre el espacio ilusorio y el real de la imagen, Almeida construyó un discurso diáfano, poético y esencial acerca del signo visual, la pintura, el autor y la modelo. Este entramado se despliega en una secuencia cinematográfico que gracias a la fotografía manipulada, hace que el juego que propone la artista se extienda hasta una estimulante simulación de lo veraz.

Luego de su paso por Lisboa, Bruselas y París, la exposición "Corpus", de Helena Almeida, que se presenta en el IVAM plantea un recorrido por la fecunda trayectoria de esta artista portuguesa, considerada una de las más importantes de su país. En la muestra se reúnen pinturas, fotografías y vídeos realizados entre la década del sesenta y el presente que brindan una visión muy asequible acerca de la dimensión del aporte de esta creadora al arte contemporáneo. La curaduría a cargo de João Ribas y Marta Almeida organizó la exposición en un sentido cronológico, que a su vez pone de manifiesto la coherencia del pensamiento de la artista, un aspecto que se ve reforzado por la inclusión de los bocetos preparatorios de sus proyectos.

El alcance de la producción de Almeida es sin duda de un gran valor para entender el devenir del arte contemporáneo, sobre todo si se aprecia la desarticulación que ella propone de algunas de las premisas que sostuvieron el arte moderno: la primacía del autor, la separación de medios y disciplinas, el papel menor o pasivo de la mujer como artista o modelo de la obra, la frontera entre ficción y realidad. Esta operación de desmontaje se confirma acertadamente en la contundencia comunicacional de sus imágenes, y sobre todo en esa invitación velada que hace al espectador para que de manera lúdica y crítica se disponga también a una interpretación creativa de lo visual.

“Helena Almeida. Corpus". Institut Valenciá d’Art Modern - IVAM. Guillem de Castro, 118. Valencia, España. Del 16 de febrero al 18 de junio de 2017. Comisarios: João Ribas y Marta Almeida.

Comentarios

Lo más visto

Jasper Johns, otras maneras de mirar lo conocido

Jasper Johns (Augusta, Georgia, 1930) es famoso por una pintura donde aparecen una serie de franjas horizontales y un conjunto de estrellas hechos con colores azul, blanco y rojo. La manera como distribuyó esta formas en la superficie del cuadro y el título que le dio, Flag, hicieron inevitable pensar en la bandera de los Estados Unidos. O no.
¿Abstracción o figuración? La ambigüedad generada por esta obra y el momento en que su autor la da a conocer terminó por definir la importancia de Johns en la historia del arte. Por una parte, el claro carácter geométrico de su pintura establecía una distancia, casi que una suerte de punto final, con respecto a la fluida gestualidad del expresionismo abstracto que desde mediados de la década del cuarenta marcaba el protagonismo de Estados Unidos en el arte mundial.

Pero también, al servirse de una imagen tan formalmente precisa y al mismo tiempo tan conocida, se hacía innecesario tener que definirla como abstracta o figurativa, como algo concre…

El pintor venezolano Hugo Baptista

El pintor Hugo Baptista (La Grita, Venezuela, 1935) forma parte de una generación de artistas venezolanos que entre las décadas del cincuenta y sesenta se mueve en varias vertientes de estilo: una que sigue la senda de la nueva figuración, otra que explora el arte informal y la que persiste en la abstracción geométrica.

En el caso de Baptista, su primera propuesta notable de trabajo se produce entre estas décadas y en ella se observa una predisposición hacia una abstracción lírica basada principalmente en el color, impregnada de un sentido poético que mucho debe a los grupos artísticos y literarios a los que estuvo siempre ligado.

La influencia literaria Esta filiación a intelectuales y creadores de otras áreas de la cultura debe mucho también a la actualización estética que tiene lugar en su país y que hará posible un cruce de ideas entre distintas prácticas. En una entrevista hizo ver la importancia que habían tenido estas agrupaciones en lo que él llamó su formación bohemia: “Ya no…

Marisol, una vertiente humana del pop art

Marisol Escobar fue una escultora de origen venezolano, quien hizo de la madera su principal material de trabajo. Su obra se desarrolló principalmente en Nueva York, en particular desde los años sesenta, por lo que su estilo frecuentemente es asociado con el pop art.

Ciertamente se pueden identificar influencias de Jasper Johns y Robert Rauschenberg, en especial en la incorporación de partes del cuerpo humano hechos en plástico o resina, así como otros objetos encontrados, como elementos que la artista usa en algunos ensamblajes.


Sin embargo, Marisol (París, 1930-Nueva York, 2016) no podría ser catalogada como un referente clásico del pop art, en parte por otras influencias que su figurativismo deja entrever. Así, algunos críticos han encontrado ciertas referencias al surrealismo, el arte popular estadounidense, el nuevo realismo, esculturas precolombinas e incluso al arte popular venezolano. Lo cierto es que todas esas posibles influencias derivan en el carácter y magnetismo tan fue…