Ir al contenido principal

Lettera 22

Joseph Brodsky

En esa especie de autobiografía intelectual que es Menos que uno, Joseph Brodsky refiere lo que le motivó a escribir en inglés. Era el verano de 1977 y ya habían pasado cinco años desde el inicio de su exilio estadounidense.

Además de dedicarse a hacer ensayos, traducciones y algún poema en su nueva lengua, el propósito principal del poeta ruso era aproximarse a quien consideraba la mente más privilegiada del siglo XX: Wystan Hugh Auden.

Sin embargo, y este es el detalle que ahora nos interesa, para confirmar su determinación Brodsky se fue hasta una tienda en la sexta avenida de Nueva York y una vez allí se compró una Lettera 22.

Marcello Nizzoli. Lettera 22, 1950. Museum of Modern Art, Nueva York

La Lettera 22 era una máquina de escribir portátil fabricada por la empresa italiana Olivetti. Fue diseñada por Marcello Nizzoli en 1949, un laureado diseñador y arquitecto, quien también creó otros objetos célebres como la máquina de coser Mirella para Necchi.

La principal promesa de la Lettera 22 era su portabilidad y en aquella época tal cualidad se expresaba en sus dimensiones: 8 x 30 x 32 cm aproximados y en su peso: cerca de cuatro kilos.

Aunque esto dista mucho de los estándares actuales de movilidad, en su tiempo estas características hicieron muy popular a esta máquina de escribir.

A esa fama contribuyó el premio Compasso d’oro que obtuvo en 1954 y el hecho de que en 1959 el Illinois Institute of Technology la seleccionara, entre cien nominados, como el mejor diseño de los tiempos modernos.

Leonard Cohen, 1963

Pero lo que cimentó su popularidad fue la aceptación como herramienta de trabajo por parte de escritores como Günter Grass, quien tenía tres, o Joan Didion, quien la usó para su clásico Río revuelto de 1963, además del ya mencionado caso de Brodsky.

Esta presencia llega a tal punto que en un reportaje sobre Leonard Cohen publicado en la revista Spin en 1985, la Lettera hace de especie de eje narrativo que ayuda a comprender el proceso creativo del cantante y compositor. En efecto, libros como Hermosos perdedores fue escrito en la mítica Lettera verde oliva que perteneció al canadiense.

También figura como referencia en varias creaciones literarias. Thomas Pynchon, por ejemplo, en un pasaje de su novela Vicio propio describe una mesa cuya superficie “estaba salpicada de guías telefónicas, lápices, fichas de siete y medio por doce y medio en cajas y sueltas, mapas de carretera, cenizas de cigarrillos, un transistor, pinzas de colillas, y una Olivetti Lettera 22 [...]”.

Para terminar de sellar la importancia cultural de esta máquina de escribir basta mencionar que en 1953 la corporación Olivetti donó uno de los primeros ejemplares al Museum of Modern Art de Nueva York, en cuya colección se puede encontrar hoy en día.

Lecturas recomendadas (enlaces patrocinados):
Menos que uno. Joseph Brodsky. Traducción: Carlos Manzano. Siruela, 2011. 440 páginas.

Río revuelto. Joan Didion. Traducción: Javier Calvo. Gatopardo Ediciones, 2018. 250 páginas.

Comentarios

lo más visto

VII Premio Mardel Artes Visuales 2019

Mardel es una organización sin fines de lucro, con sede en Alicante, que se propone la difusión y promoción de las expresiones más emergentes de las artes visuales. Para lograrlo realizan cada año una exposición cuya participación es decidida por un jurado que también se ocupa de escoger entre los convocados el merecedor del Premio Mardel. El evento se caracteriza por la amplitud de temáticas y técnicas y por no tener límites de edad. Sólo tienen como condición que el participante sea nacido o residente en el Estado español.


Este año el Premio Mardel llega a su séptima edición con una exposición que se presenta en el Centre del Carme Cultura Contemporània. La ganadora ha sido Ana Císcar (Picanya, Valencia, 1993) con la obra Armas para salvar hombres, imágenes para someterlos que aborda la contradicción entre el ideal de progreso del ser humano y su capacidad destructiva. Del mismo modo se han entregado los accésits a los artistas valencianos Fermín Jiménez, Agustín Serisuelo y al dúo…

Carmen Calvo. Los cielos están cosidos

Los comienzos de Carmen Calvo (Valencia, 1950) están influidos por el pop art, debido en parte a su cercanía con el también valenciano Equipo Crónica. No obstante, la artista orientó luego su trabajo hacia una visión del objeto definida por el carácter único que pueden otorgarle la memoria y la nostalgia. Este tratamiento la ha llevado al manejo de pequeñas piezas, algunas a modo de vestigio, que ella distribuye en el espacio o en la superficie de la obra. Con esa idea del objeto, Calvo se ha convertido en uno de los referentes actuales en la conceptualización del fragmento y ha extendido su búsqueda a una amplia gama de materiales.

La artista está exponiendo actualmente en Valencia la obra “Los cielos están cosidos”, una intervención a gran escala para la fachada del Institut Valencià d’Art Modern (IVAM). Se trata de una fotografía de ochenta metros cuadrados, tratada a modo de collage, donde predomina un rostro femenino. Sobre la cara, un hilo o cuerda aparece dispuesto de un modo …

El arte comprometido de Isabel Oliver

Isabel Oliver (Valencia, 1946) inicia su carrera artística en la década del setenta, en la vertiente figurativa española que aunaba el pop art y la crítica social. Ese contacto con la realidad se vio marcado por una preocupación feminista que reveló en su pintura situaciones incómodas acerca del lugar de la mujer en la sociedad. Son ideas que se aprecian en su serie titulada precisamente “La mujer”, con que evidencia además el vacío que sus colegas de generación hicieron con frecuencia en torno a este tema.


El juego para entender el funcionamiento de la sociedad El empeño crítico continúa en series como “El juego”, mediante la que plantea revisar los códigos del comportamiento ciudadano. Por esta vía, la artista atiende a las circunstancias políticas de la sociedad española de mediados de los setenta. Visto en un contexto más amplio, la serie permite seguir revisando las condiciones generales del juego como un mecanismo que incide en la vida en comunidad.


Un paisaje pop El empleo del…