Ir al contenido principal

Internacional Situacionista. Un curioso movimiento de vanguardia

Asger Jorn. The Disquieting Duckling, 1959. Museum Jorn

Las "situaciones" como medio para transformar la realidad

La Internacional Situacionista fue un movimiento europeo de vanguardia altamente politizado que tenía como objetivo la crítica de la sociedad contemporánea y la transformación radical de la realidad a través de la construcción de “situaciones”. Estas situaciones buscaban generar ambientes y acontecimientos a fin de alterar el orden establecido de las cosas y allanar así las fronteras que separaban el arte y la vida. Aunque se expresó también a través de la pintura y el cine no podría hablarse de un estilo situacionista sino de un manejo situacionista de tales medios.

Una breve historia de la Internacional Situacionista

Conocido también como Situacionismo, se trata de un movimiento artístico, político y cultural inspirado por la Internacional Situacionista. Esta organización fue creada por un grupo de artistas e intelectuales revolucionarios reunidos en Cosio d’Arroscia, Italia, en 1957, quienes provenían de otros colectivos de vanguardia como la Internacional Letrista, el Movimiento Internacional por una Bauhaus Imaginista, CoBrA y la London Psychogeographical Association. Entre sus miembros figuran Guy Debord, Michèle Bernstein y Asger Jorn. Con un importante papel de inspiración ideológica en las jornadas del Mayo Francés de 1968, la Internacional Situacionista se disolvió en 1972.

Pinot Gallizio. Industrial Painting, 1958. Tate

La vida cotidiana frente a la sociedad de clases

El ideario de este movimiento está recogido en el libro La sociedad del espectáculo (1967), de Guy Debord. Allí confluyen algunas de las posturas marxistas de Anton Pannekoek, Rosa Luxemburgo o Georg Lukács, junto con el rescate de la faceta más crítica del surrealismo. Con este entramado teórico, el Movimiento Situacionista se propuso atacar la sociedad de clases desde la valoración plural de la vida cotidiana como vía para enfrentar el dominio capitalista y la conversión del mundo en mercancía.

Este cometido significaba cuestionar el sistema del arte a través de estrategias que tenían una marcada implicación política. Entre ellas están el détournement y la deriva. El primero distorsiona el significado y uso de algún objeto característico de la sociedad de masas para producir con ello un efecto crítico. El segundo, una versión ampliada de la psicogeografía, plantea una revisión de las formas de experimentar la vida urbana a partir de las emociones. Por esta vía se esquiva la rutina y las costumbres paralizantes, reducto este donde se fundaría la lógica hegemónica del capitalismo.

Constant. Symbolic Map New Babylon, 1969. Gemeentemuseum La Haya

Algunos "artistas situacionistas"

El “estratega” Guy Debord (1931-1994), los artistas Constant Nieuwenhuys (1920-2005), Ralph Rumney (1934-2002), Asger Jorn (1914-1973) y Pinot Gallizio (1902-1964); los escritores Alexander Trocchi (1925-1984), Raoul Vaneigem (1934) y Michèle Bernstein (1932); y el arquitecto Attila Kotányi (1924-2003).

También te puede interesar (enlaces patrocinados):
Guy Debord (1967/2015). La sociedad del espectáculo. Pre-Textos. Traducción: José Luis Pardo Torio.

Comentarios

lo más visto

VII Premio Mardel Artes Visuales 2019

Mardel es una organización sin fines de lucro, con sede en Alicante, que se propone la difusión y promoción de las expresiones más emergentes de las artes visuales. Para lograrlo realizan cada año una exposición cuya participación es decidida por un jurado que también se ocupa de escoger entre los convocados el merecedor del Premio Mardel. El evento se caracteriza por la amplitud de temáticas y técnicas y por no tener límites de edad. Sólo tienen como condición que el participante sea nacido o residente en el Estado español.


Este año el Premio Mardel llega a su séptima edición con una exposición que se presenta en el Centre del Carme Cultura Contemporània. La ganadora ha sido Ana Císcar (Picanya, Valencia, 1993) con la obra Armas para salvar hombres, imágenes para someterlos que aborda la contradicción entre el ideal de progreso del ser humano y su capacidad destructiva. Del mismo modo se han entregado los accésits a los artistas valencianos Fermín Jiménez, Agustín Serisuelo y al dúo…

Carmen Calvo. Los cielos están cosidos

Los comienzos de Carmen Calvo (Valencia, 1950) están influidos por el pop art, debido en parte a su cercanía con el también valenciano Equipo Crónica. No obstante, la artista orientó luego su trabajo hacia una visión del objeto definida por el carácter único que pueden otorgarle la memoria y la nostalgia. Este tratamiento la ha llevado al manejo de pequeñas piezas, algunas a modo de vestigio, que ella distribuye en el espacio o en la superficie de la obra. Con esa idea del objeto, Calvo se ha convertido en uno de los referentes actuales en la conceptualización del fragmento y ha extendido su búsqueda a una amplia gama de materiales.

La artista está exponiendo actualmente en Valencia la obra “Los cielos están cosidos”, una intervención a gran escala para la fachada del Institut Valencià d’Art Modern (IVAM). Se trata de una fotografía de ochenta metros cuadrados, tratada a modo de collage, donde predomina un rostro femenino. Sobre la cara, un hilo o cuerda aparece dispuesto de un modo …

El arte comprometido de Isabel Oliver

Isabel Oliver (Valencia, 1946) inicia su carrera artística en la década del setenta, en la vertiente figurativa española que aunaba el pop art y la crítica social. Ese contacto con la realidad se vio marcado por una preocupación feminista que reveló en su pintura situaciones incómodas acerca del lugar de la mujer en la sociedad. Son ideas que se aprecian en su serie titulada precisamente “La mujer”, con que evidencia además el vacío que sus colegas de generación hicieron con frecuencia en torno a este tema.


El juego para entender el funcionamiento de la sociedad El empeño crítico continúa en series como “El juego”, mediante la que plantea revisar los códigos del comportamiento ciudadano. Por esta vía, la artista atiende a las circunstancias políticas de la sociedad española de mediados de los setenta. Visto en un contexto más amplio, la serie permite seguir revisando las condiciones generales del juego como un mecanismo que incide en la vida en comunidad.


Un paisaje pop El empleo del…